Corto “Soy Ordinaria”

Violencia de Género o Violencia Machista

Con cruda naturalidad, la cineasta francesa Chloé Fontaine expone, en esta producción una situación cotidiana que no debería darse.

Es un duro cortometraje, especialmente por la naturalidad y cotidiano que puede llegar a ser. En él, una pareja tontea en la cama. Él propone ver una película ”Irreversible” de Gaspar Noé que narra una violación explícita a Monica Belluci en un pasaje subterráneo de Paris.

“Ay no, esa no. ¿Qué quieres, vomitar?”, protesta ella. Y él contesta: “Eres difícil de satisfacer”, “ya te taparás los ojos”. Pero antes, a él le apetece tener sexo con ella.

Ella: “No, no me apetece”, entre risas, pero firme. Él, completamente tumbado encima de ella, y molesto hace uso del chantaje emocional: “¿Qué pasa? ¿Ya no me quieres?”.

Soy ordinaria, en toda su crudeza, retrata una violación de pareja. Es una violación porque la relación sexual se produce aunque ella ha dejado muy claro que no quiere. No se mueve, se deja hacer, su cara refleja hartazgo y decepción.

Cuando el “NO” deja de ser suficiente para expresar una negativa, es necesario plantearse la existencia de un problema, especialmente cuando esto significa pasar por encima de la decisión de una persona.

El cortometraje francés “Soy ordinaria” (Je suis ordinaire), pretende concienciar partiendo de la siguiente premisa: «Si no te ofende es que eres uno de los dos».

Por tu bien y el de nuestra sociedad, espero que “ofenda” a la mayoría.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.