Problemas frecuentes durante el embarazo. Parte I

Embarazo

Los problemas durante el embarazo que suelen darse con mayor frecuencia suelen deberse a la cantidad de cambios fisiológicos que sufre el cuerpo de la mujer gestante.

No debemos olvidar que todos los embarazos implican algunos riesgos, aunque lo habitual es que la mayoría de los embarazos transcurran sin grandes complicaciones.

Problemas durante el embarazo

Veamos cuáles son los problemas más frecuentes, los factores que influyen y cómo podemos cuidarnos para evitarlos o mitigarlos.

Náuseas y vómitos

Pueden deberse al aumento de la β-HCG, cambios en el metabolismo de los hidratos de carbono o por factores emocionales.

Debemos evitar aquellos olores o factores que los causen. Comer algo sólido antes de levantarse de la cama. Hacer comidas frecuentes y de poco volumen. Tomar alimentos fríos. No tomar líquidos durante las comidas, sino entre éstas. Ingerir bebidas carbonatadas, tumbarnos cuando aparezcan las náuseas hasta que pasen.

Micción frecuente

La presión que ejerce el útero sobre la vejiga, sobre todo en el primer y tercer trimestre, suele ser la causante de este problema.

Es recomendable aumentar la ingesta de líquidos durante el día y disminuirla por la noche, y por supuesto, orinar cuando se sienta necesidad.

Leucorrea

Es una secreción genital blanquecina producida por el aumento de la segregación de moco en las glándulas endocervicales provocadas por la mayor cantidad de estrógenos en el torrente sanguíneo.

Será necesario extremar nuestra higiene personal duchándonos diariamente y limpiando sólo con agua las zonas vaginales cuando notemos la secreción, secando bien la zona. No te realices nunca duchas vaginales

Congestión nasal

Lo provoca el aumento de estrógenos.

Evita los descongestivos nasales, haz uso de vaporizadores de aire frío y realiza lavados nasales con suero fisiológico.

Hiper sensibilidad mamaria

Debido al aumento de estrógenos y progesterona.

Utiliza un sujetador firme. Los de tipo “deportivos” pueden ser de gran utilidad durante todo el tiempo de gestación.

Ptialismo (exceso de producción de saliva)

Actualmente se desconocen factores causales específicos.

Para mitigarlo podemos usar enjuagues bucales, chicles y caramelos.

Edemas maleolares

El edema maleolar o hinchazón en los tobillos es provocado por la congestión circulatoria en las extremidades inferiores debido a la gravedad y a la compresión del útero, provocando un aumento de la permeabilidad capilar y el aumento del sodio por efecto hormonal.

Podemos mitigarlos mediante ejercicios circulatorios de dorsiflexión de los pies (sube y estira los pies). Teniendo una adecuada higiene postural elevando las piernas cuando estés sentada o tumbada. Igualmente, evita todo aquello que ejerza presión en las piernas (medias o ropa muy ajustada).

El caminar a buen paso al menos tres días a la semana y/o realizar ejercicio moderado de forma frecuente ayudará tanto con éste problema como en tener una salud adecuada durante el embarazo.

Varices

Pueden deberse a la congestión venosa en las extremidades inferiores por la gravedad y la compresión uterina,a factores hereditarios, obesidad o por edad avanzada.

Además de los cuidados indicados para los edemas maleolares, procura no cruzar las piernas cuando estés sentada.

Realízate masajes en las piernas siempre en sentido ascendente, y haz lo posible para no engordar más de lo indicado durante el embarazo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.